Melting clock, el reloj que se funde


Quién no conoce los relojes blandos que aparecen en el cuadro “La persistencia de la memoria” pintado por Salvador Dalí en 1931. Pues bien, una empresa se ha inspirado en este cuadro para crear un reloj. Dalí decía que no eran otra cosa que el queso Camembert del espacio y el tiempo, suave, extravagante, solitario y paranoico-crítico.

En torno a los diez euros, se trata de un reloj que se coloca en sitios donde nunca antes se había colocado otro, como por ejemplo en el borde de una mesa o de una estantería, ligeramente apoyados y colgando, su nombre, melting clock, el reloj que se funde.

Vía Decoesfera

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s